La planta de tratamiento de Lorca podrá tratar 90.000 toneladas de residuos municipales para generar biogás

El vicealcalde de Lorca, Francisco Morales, ha informado que el proyecto de construcción de una planta de biometanización de fracción orgánica con valorización energética ya ha recibido la declaración de impacto medioambiental. El objetivo es reducir los residuos que terminan en el vertedero y generar energía renovable

El vicealcalde de Lorca y concejal de Empresas Públicas, Francisco Morales, ha informado que la planta de tratamiento de Lorca podrá tratar 90.000 toneladas de residuos municipales para generar biogás.
Francisco Morales ha explicado que la Secretaría General de Agua, Agricultura, Ganadería, Pesca, Medio Ambiente y Emergencias de la Comunidad Autónoma de la Región de Murcia ha formulado declaración de impacto ambiental relativa al proyecto de ampliación de instalaciones en el Centro de Gestión de Residuos de Lorca para la construcción de una planta de biometanización de fracción orgánica con valorización energética a solicitud de la empresa pública Limpieza Municipal de Lorca S.A. y del Ayuntamiento de Lorca.
El proyecto, que debería ver la luz en el plazo de cuatro años, consistiría en incorporar a la actual planta de tratamiento de fracción resto una nueva línea de tratamiento del residuo orgánico procedente de la fracción resto mediante la incorporación de un proceso de biometanización de una capacidad de 20.541 toneladas anuales.
“Esa mayor capacidad de tratamiento supondría pasar en planta de las 64.135,71 toneladas al año actualmente autorizadas a 90.000 toneladas anuales con el objetivo de lograr la disminución de la materia orgánica tratada que acaba en el vertedero, aprovechar el biogás como fuente de energía renovable y de autoconsumo y adaptar la instalación a la creciente entrada de materia orgánica procedente de la recogida selectiva”, ha afirmado Morales.
En sí misma, esta actuación no supone modificación alguna de la planta de tratamiento mecánico de residuos en funcionamiento hoy día, ni en cuanto a la maquinaria ni en cuanto a las superficies de los almacenamientos de entrada y salida de residuos.
El incremento de turnos de trabajo producirá una ampliación de la capacidad de la planta de tratamiento en el flujo de envases ligeros, pasando de tratar las 910 toneladas al año actualmente autorizadas a 2.184 toneladas.
La declaración ambiental publicada en el BORM alcanza también la construcción de una planta de tratamiento de residuos voluminosos y el incremento de la capacidad de tratamiento por ampliación de turnos de trabajo de la planta de fracción resto y envases ligeros, del mismo modo al vertido de residuos en vertedero, sin modificación de la instalación existente.
Respecto a la planta de tratamiento de residuos voluminosos y otros asimilables a urbanos (mezclas de maderas, envases y metales), su capacidad anual se establece en 1.300 toneladas para residuos voluminosos y 10.700 para otros residuos asimilables a urbanos.
Finalmente, respecto a la admisión de rechazos de plantas de tratamiento mecánico de residuos no peligrosos en vertedero, se da un incremento de 41.046 toneladas al año, pasando de las 67.595,47 toneladas autorizadas de ahora a las 108.641,47 toneladas.
Para concluir, Morales ha indicado que “esta resolución es un paso inicial que se deberá completar con otros trámites administrativos hasta verse reflejado en la modificación de la Autorización Ambiental Integrada actual, de menor alcance. Este punto se alcanza tres años después de haberse iniciado los trámites oficialmente a instancia de Lorca en octubre de 2019 fruto del trabajo continuo del personal técnico de Limusa y del Ayuntamiento”.

Deja un comentario