Saltar al contenido

La Región de Murcia ordena la gestión de la caza para “garantizar el respeto al medio natural”

noviembre 1, 2021

El Consejo de Gobierno, a propuesta de la Consejería de Agua, Agricultura, Ganadería, Pesca y Medio Ambiente, ha aprobado un decreto que actualiza los Planes de Ordenación Cinegética para "hacerlos compatibles con los demás usos y aprovechamientos del medio natural".

Estos planes, que tendrán una duración máxima de cinco años, habrán de ser sometidos a aprobación de la Consejería por los titulares de los aprovechamientos cinegéticos.

El objetivo del Decreto es que los Planes de Ordenación Cinegética, una vez aprobados, se conviertan en un instrumento a disposición de los cazadores y titulares de los aprovechamientos cinegéticos para la práctica de la caza de forma ética y responsable, que la haga compatible con la conservación del patrimonio natural y la biodiversidad.

Los Planes de Ordenación Cinegética son instrumentos necesarios para la gestión de los terrenos cinegéticos de aprovechamiento especial, informaron fuentes del Gobierno murciano.

Su finalidad es analizar la situación de las poblaciones animales en cada terreno y establecer las condiciones para su aprovechamiento; justificar la cuantía y modalidades de la capturas a realizar; y garantizar el aprovechamiento sostenible de las especies cazables, haciéndolo compatible con la conservación de la diversidad biológica, con la fauna silvestre y con el equilibrio de los sistemas naturales.

Además, la nueva regulación fomenta la figura del plan conjunto o integrado a que se refiere la Ley regional de caza, cuando afecte a cotos cinegéticos colindantes, con el fin de hacer coherente la gestión de unidades poblacionales similares.

También garantiza aspectos esenciales como la salvaguarda de la Estrategia Nacional contra el uso ilegal de cebos envenenados, o su adaptación para permitir el control o erradicación de especies exóticas e invasoras.

Los titulares que no dispongan de un plan de ordenación cinegética vigente deberán solicitar a la Consejería su aprobación en el plazo de 6 meses para los cotos de más de 1.000 hectáreas, de 12 meses para los de entre 500 y 999 hectáreas, y de 18 meses para los cotos de menos de 500 hectáreas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: