Saltar al contenido

Acumulan 4 meses sin empezar las obras para que las familias del colegio de El Consejero puedan acceder al centro sin atravesar una rambla

septiembre 17, 2021

Se trata de una actuación financiada íntegramente por el gobierno regional del Partido Popular, que el actual gobierno local continúa siendo incapaz de ejecutar, pese a que fueron adjudicadas el pasado mes de junio.

Decenas de familias afectadas por la pésima planificación del alcalde de los socialistas, que obliga a los afectados a tener que acceder al colegio de la pedanía de El Consejero atravesando la rambla de los 17 arcos, lo que constituye un serio problema, especialmente ante episodios de intensas lluvias.

El concejal de Educación en el ayuntamiento de Lorca por el Partido Popular, Pedro Mondéjar, ha visitado el centro para conocer el estado de ejecución del proyecto y los avances en las obras, pero se ha encontrado con la sorpresa de que los trabajos ni tan siquiera han comenzado. Hemos de señalar que el alcalde del PSOE únicamente se tenía que haber encargado de que la obra se realizara, porque el dinero necesario para financiar esta actuación lo financiaba íntegramente el gobierno regional del Partido Popular. La realidad es que el Sr. Mateos, dentro de su habitual línea de inoperancia y profunda torpeza en la planificación de todas las obras municipales, se ha desentendido por completo del tema.

Estamos hablando de una obra que contempla la inversión de 47.757 euros con el objetivo de acondicionar un nuevo camino de entrada al colegio, más cómodo y seguro, que ya tenía que estar hecho, ya que la obra se adjudicó en junio y se tenía que haber llevado a término aprovechando las vacaciones de verano, de tal forma que no interfirieran en el desarrollo normal de las clases. Lo que están viendo los afectados es que ya ha comenzado el curso y la obra ni está, ni se la espera. Hemos de recordar que incluso las expropiaciones necesarias para poder materializar el proyecto se dejaron hechas y pagadas por el gobierno del Partido Popular en el ayuntamiento de Lorca hace varios años, por lo que no hay excusa que justifique esta nueva muestra de inoperancia.

Este es un ejemplo más que se acumula a la extensa lista de desprecios y abandono que están padeciendo los lorquinos que residen en nuestras pedanías por parte del alcalde socialista. Los vecinos se encuentran que pagan los impuestos más caros de la historia, pero tanto la ciudad como las pedanías están peor atendidas que nunca, más sucias y desprotegidas. Es inexplicable que mientras Diego José Mateos se gasta 800.000 euros para comprar coches y fulmina un millón de euros para rescatar a la empresa Limusa, se olviden de las cuestiones más elementales, que deberían ser prioritarias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: