Los vecinos de Los Sifones de Totana llevan un año sin alumbrado público por el robo del cableado

Los afectados han sido informados de que el gobierno de Pedro J Sánchez dejará las farolas a oscuras “sine die”, y que al menos hasta dentro de varios años no se recuperará la luz, cuando hipotéticamente Adif ejecutará unas obras pendientes.

 Antonio Martínez Belchí, concejal del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Totana, ha hecho pública la denuncia ciudadana de los vecinos de Los Sifones, que soportan ya más de un año sin alumbrado público ante la total pasividad del actual gobierno local. Ante esta problemática, se trasladaron al Consistorio Municipal para reclamar que se procediera cuanto antes a la restitución del servicio, habida cuenta de que ellos siguen pagando los mismos impuestos, a pesar de que sus calles permanecen totalmente a oscuras.

La explicación del alcalde comunista no ha tenido desperdicio: reconoce que las farolas no se pueden encender porque hace más de un año los ladrones robaron el tendido eléctrico que abastecía el alumbrado público. Ante esto, nadie alcanza a comprender cómo es posible que si el gobierno local es perfecto conocedor de la situación desde el primer momento no haya puesto ningún tipo de solución, y ni tan siquiera haya tenido la deferencia de informar a los totaneros de este delito, más bien todo lo contrario, ha ocultado los hechos de forma deliberada hasta que no ha tenido más remedio que reconocer la situación.

Martínez Belchí ha indicado que una vez que los vecinos conocieron que el motivo del “apagón” de sus farolas era consecuencia de un robo, solicitaron que su ayuntamiento procediera a reponer el cableado con el objetivo de que la zona recuperara la iluminación y la seguridad que esta ofrece, porque están hartos de estar a oscuras. Sin embargo, se encontraron con una respuesta que no esperaban, y que obviamente no constituye ningún tipo de solución al respecto, puesto que el Sr Pedro J. Sánchez les ha advertido que no sólo no se va a reponer el cable para recuperar la luz, sino que van a tener que esperar a que Adif ejecute una hipotética serie de obras en la zona, ligadas al ferrocarril. Estamos hablando de una supuesta actuación que no se va a producir al menos hasta dentro de 2, 3 o quién sabe cuántos años, es decir, que van a seguir a oscuras “sine die” porque quien debería gestionar correctamente este problema y solucionarlo, lo que les va a crear es un problema aún peor.

Desde el Grupo Municipal Popular exigimos al alcalde de los comunistas que se deje de excusas y no les haga perder más el tiempo a los vecinos, procediendo cuanto antes a la reposición del cable sustraído hace más de un año, con el objetivo de que los afectados vean atendidas sus legítimas reivindicaciones. No se trata de una inversión que exija de un extraordinario esfuerzo económico por parte del ayuntamiento, ni de una medida que requiera de una tramitación administrativa complicada, sino de la simple sustitución de cables, algo que debería forma parte del mantenimiento ordinario municipal.

 

Deja un comentario